Tucumán

Creció la cantidad de armas de fuego secuestradas por la Policía de Tucumán

30/07/2020
Con el claro objetivo de combatir la clandestinidad en la tenencia de armas de fuego y recuperar las que son usadas en hechos delictivos, la Policía de Tucumán logró incrementar la cantidad de armas de fuego secuestradas en el primer semestre de este año

Es así que en ese período se secuestraron 274 armas de fuego, un 4% más que en el primer semestre de 2019, cuando se incautaron 264. Del total semestral de este año, 150 fueron por distintos delitos y 124, por portación ilegal.

Los datos estadísticos elaborados por el Ministerio de Seguridad fueron el resultado de las intensas investigaciones delictivas que realizó la Policía y de los controles preventivos en la vía pública en los que se detectaron a personas que circulaban con armas sin permiso.

 “Estos números reflejan un trabajo importante de la Policía de Tucumán en cuanto a la prevención e investigación de casos referidos a las armas de fuego  que son recuperadas del delito y las que están en poder de las personas de manera clandestina. Todo esto, mientras en forma paralela la fuerza policial realiza un intenso trabajo articulado con los Ministerios de Salud y Seguridad, tanto en los puestos fronterizos como en los albergues y distintos lugares dispuestos por el Comité Operativo de Emergencia (COE), para preservar la salud de la población y prevenir los contagios del Covid-19. En este sentido, en estos últimos días, se dispuso un operativo especial en la localidad de Lastenia”, señaló el Subsecretario de Seguridad, José Ardiles.

En cuanto a la tenencia ilegal de armas de fuego, el funcionario remarcó que es un tema que “preocupa y ocupa” plenamente a las autoridades del Ministerio que dirige el ministro Claudio Maley. “Nos preocupa que las personas puedan tener armas de fuego de manera clandestina porque es un tema muy ligado a los homicidios. Pudimos ver que en la mayoría de los últimos hechos fatales hubo un alto nivel de violencia e intolerancia entre conocidos que definen sus diferencias con armas de fuego”, alertó. 

Investigación del D-2: 27 allanamientos, detenciones y secuestros

Debido al incremento de delitos cometidos con el uso de armas de fuego, los efectivos del Departamento Inteligencia Criminal (D-2) iniciaron un exhaustivo trabajo de investigación para combatir la provisión y circulación ilegal de las armas de fuego, en coordinación con el fiscal Criminal de la III Nominación, Pedro Gallo.

Para ello se designó a un equipo investigativo de la Sección Delitos Especiales y Generales, a cargo del Comisario Principal Víctor Alderete. Los primeros análisis de la información delictual develaron que en más de un millar de los delitos cometidos entre diciembre de 2019 y mayo de 2020 se utilizaron armas de fuego.

Además, detectaron el modus operandi que circula en las redes sociales y en grupos de WhatsApp para la venta de armas y municiones. De esa manera llegaron a identificar a personas que en forma clandestina tenían armas de fuego en sus viviendas, (descartando que sean para colecciones o uso deportivo)y que, además, adquirían municiones en el mercado negro, a un precio más elevado que el de los comercios habilitados. Incluso contaban con “depósitos” en otros domicilios para mantener ocultas las armas. La mayoría de los casos se detectaron en el ámbito del Gran San Miguel de Tucumán y zonas periféricas.

Tras esa exhaustiva investigación, se solicitaron 16 medidas de allanamientos al juez penal Facundo Maggio, las que se concretaron el 24 de junio pasado en los Barrios Alejandro Heredia, 11 de Marzo, Ciudadela, San Cayetano, Manantial Sur y Villa Muñecas, entre otros. Como resultado, hubo 6 detenidos y el secuestro de cientos de municiones y varias armas de juego, entre ellas una pistola denominada “lapicera”.

Al mismo tiempo, durante el primer semestre de este año, el equipo especial del D-2 se abocó a investigar una banda de asaltantes que cometía robos a mano armada en supermercados, negocios de venta mayorista y en casas de familias en el marco de una causa que investiga el fiscal de Robos y Hurtos de la V Nominación, Marcelo Leguizamón. Tras 11 medidas de allanamientos realizados en los Barrios Ejército Argentino y ATE se logró desbaratar esa banda con la detención de cinco de sus integrantes y el secuestro de vehículos, celulares y dos revólveres. Estos 27 procedimientos realizados en el primer semestre de este año fueron supervisados por el Jefe del D-2, Comisario General Manuel Sosa.


Recomienda esta nota:
Escuchá en vivo