Seguinos en las redes:

Sábado 20/07/2024
X
RADIO EN VIVO
Policiales

05/07/2024

Un joven fue condenado a cinco años y medio de cárcel por amenazar con bombas y cometer estafas

El joven, que hizo llamadas amenazantes a un banco y a una sede de la Caja Popular, recibió sentencia mediante un juicio abreviado presentado por la Unidad Fiscal de Usurpaciones, Estafas y Cibercriminalidad I

Este último jueves 4 de julio, el Ministerio Público Fiscal expuso formalmente un convenio de juicio abreviado al que arribó junto con Martín Luciano Moyano Bernachi (28) y su defensa técnica. 

El joven, de 28 años, llegó a esta instancia procesal acusado de haber realizado llamadas al 911 con amenazas de bomba a un banco de calle Maipú 70 (en cuatro oportunidades) y al edificio de la Caja Popular de Ahorros ubicada en “Esquina Norte” (en tres ocasiones), ambos en la capital. 

Por otro lado, además cometió estafas a personas prometiéndoles subsidios del Gobierno, para lo cual les solicitó que le hagan transferencias o le entreguen dinero en efectivo.

Por el MPF intervino en la causa la Unidad Fiscal Especializada en Usurpaciones, Estafas y Cibercriminalidad I, a cargo de María del Carmen Reuter, quien fue representada en esta audiencia por la auxiliar de fiscal María Paula Bellomio. A su vez, cabe mencionar que en la investigación cumplieron un rol destacado los investigadores Ignacio Martucci y Juan Pablo López.

“Temor y desorden público”

“Estamos ante hechos sumamente graves. El imputado afectó en varias oportunidades la tranquilidad pública mediante sus amenazas de bomba llamando al 911; y ha generado un gran despliegue de la policía, los bomberos, de los empleados de las entidades, de los clientes y demás personas como los transeúntes”, manifestó Bellomio, al tiempo que añadió: “Estos hechos han infundido un temor y un desorden público, obstaculizado el normal desenvolvimiento de esas entidades y han utilizado innecesariamente a las fuerzas policiales y a bomberos, generando un gran daño económico al estado provincial”.

Con respecto a los hechos imputados por estafas, la auxiliar de fiscal señaló que “también revisten gravedad, ya que ha engañado a las víctimas haciéndose pasar por alguien perteneciente al Poder Ejecutivo y con la promesa de entregárseles un subsidio inexistente”.

Condena

La representante de la Fiscalía indicó que las partes pactaron condenar a Moyano Bernachi a la pena de cinco años y seis de prisión de cumplimiento efectivo. Se lo halló autor material y penalmente responsable del delito de intimidación pública reiteradas (en siete oportunidades), en concurso real con el delito de estafas reiteradas (en siete oportunidades). Por su parte, el imputado reconoció su culpabilidad y participación en los hechos endilgados en su contra.

Al finalizar la audiencia, el juez interviniente consideró que los términos del convenio eran admisibles, de manera que aceptó el acuerdo pleno de juicio abreviado y dispuso el inmediato alojamiento del condenado en la unidad penitenciaria correspondiente.

La teoría del caso

Entre los días 12 y 21 de diciembre del año pasado, Moyano Bernachi realizó llamadas amenazadoras al 911 indicando la presencia de explosivos en el banco ubicado en calle Maipú y en Caja Popular (“Esquina Norte”) de esta ciudad capital. Como consecuencia de estos hechos debió intervenir personal policial y bomberos, quienes aplicaron el protocolo antibombas para los casos. Para ello debieron evacuar a los fines de registrar los establecimientos, lo que provocó, asimismo, tumulto y caos en el tránsito mientras se aplicaban dichos procedimientos preventivos. En tanto, al momento de efectuar las estafas (entre el 19 de octubre y el 21 de diciembre de 2023) involucraba la promesa de acceder a subsidios del Gobierno para lo cual las víctimas debían efectuar transferencias. En razón de esto, se determinó que algunos de los damnificados realizaron pagos por $30.000, $ 255.000, $20.000, $10.000, $20.000, $340.000 y $110.000.