Seguinos en las redes:

Jueves 30/05/2024
X
RADIO EN VIVO
Policiales

13/05/2024

Estuvo prófugo nueve años por un femicidio y cayó en Chubut por un carnet que se hizo para jugar al fútbol

Antonio José Castellanos era buscado por el crimen de Sabrina Verónica González Rojas, ocurrido el 5 de noviembre de 2014. Se estableció en Comodoro Rivadavia, donde comenzó una nueva vida junto a una mujer, con la que tuvo una hija

El nombre de Antonio José Castellanos aparecía en un afiche que llevaba una recompensa de $5.000.000 por datos que permitan atraparlo. Era buscado por el femicidio de Sabrina Verónica González, su expareja, ocurrido el 5 de noviembre de 2014, en Virrey del Pino (La Matanza). De alguna manera, logró evadir a la Justicia por nueve años, hasta que cometió un error que terminó en su captura: dejó su rostro plasmado en un carnet que se hizo, con una identidad falsa, para poder jugar al fútbol en una liga de Comodoro Rivadavia, en Chubut.

Castellanos se desempeñó como jugador del Club Social y Deportivo René Favaloro desde, al menos, el 2021. “No sabíamos quién era. Sabíamos únicamente que un hombre falseaba su identidad, que no salía mucho de la casa y que le había puesto a su hija el apellido de la pareja”, contó una fuente del caso, a cargo de la División Policial de Investigaciones de Comodoro Rivadavia de la Policía del Chubut.

“Conseguimos una foto del carnet que hizo para jugar al fútbol, en el que se hacía pasar por Carlos Vera, de 41 años de edad. Entonces únicamente nos quedaba demorarlo y verificar, como se hizo este domingo”, explicaron tras el arresto ejecutado por el oficial Patricio Rojas. El presunto femicida había comenzado una nueva vida en el barrio Favaloro, en la periferia de la ciudad petrolera. En la comisaría se mostraba confiado en que no podrían descubrir su verdadera identidad, pero no lo logró: los detectives verificaron que tenía una búsqueda vigente por el crimen.